Top 5

4 formas en que los padres son egoístas sin darse cuenta

watching tv
Foto de German
Por: German Espinosa G.

No solo quiero ser un buen padre, quiero ser un gran padre. Por eso admiro a otros papás (tanto reales como ficticios) que ejemplifican el tipo de padre que quiero ser. El problema es que cuando me comparo con la generosidad, el amor y la perseverancia de otros papás, siento que no estoy a la altura. ¿Qué tal usted?

Algunas de nuestras mayores deficiencias como papás no son necesariamente del todo malas o no parecen egoístas a primera vista. Pero si somos honestos con nosotros mismos, podemos identificar algunas que, si lo son, yo he identificado 4 formas en las que accidentalmente nos convertimos en un padre egoísta.

1. Viendo deportes

Como fanático de los deportes, me encantaría poder ver todos los partidos de La liga, la copa del Rey, Liga de Campeones, la NBA y la MLB en mi sofá animando a mi equipo. Si bien el trabajo y otros compromisos hacen que esto sea casi imposible, todavía quiero ver tantos juegos como pueda. Pero algunas noches, el juego está encendido durante ese corto intervalo de tiempo entre la llegada a casa del trabajo y la hora de dormir de mis hijos. En algunas ocasiones, vale la pena tener apilarnos en el sofá con nuestros hijos para ver algún juego. Pero otras veces, es importante reservar ese tiempo para las responsabilidades de nuestros hogares y el tiempo que dedicamos a nuestros hijos.

2. Demandando orden y paz

Yo soy algo obsesivo con el orden y la disciplina (Eso lo heredé de mi Mamá). El problema de querer que mi casa esté ordenada y limpia es que la alegría de vivir de mis hijos tiende a traer consigo mucho desorden, para ser realmente honesto, no es solo desorden; trae caos. Entonces puedo actuar como un padre egoísta al limitar su alegría para obsesivamente mantener el orden y la paz en la casa.

3. Quedarse despierto hasta tarde

A veces, el mejor momento para trabajar es tarde en la noche, cuando el ajetreo del día ha pasado y todos los niños están en la cama. También encuentro que es el mejor momento para ver una serie o película, leer un libro o progresar en un videojuego. ¡Al fin y al cabo, soy un adulto y nadie me dice cuándo irme a la cama! Pero quedarse despierto hasta tarde trae consigo algunas consecuencias difíciles. Es mucho más difícil salir de la cama al día siguiente. Hay momentos en los que quedarse despierto hasta tarde es necesario e inevitable y otras veces en que quedarse despierto hasta tarde es egoísta. Eso es porque al día siguiente, cuando estamos cansados, nuestra familia no saca lo mejor de nosotros. Estamos un poco más irritables, un poco más impacientes, un poco más desconectados y un poco más egoístas.

4. Tratando de ser demasiado eficiente

Ya sea lavando el auto, cocinando, reparando algo en la casa o cortando la grama, siento el deseo de evitar el momento en que mis hijos se dan cuenta de lo que estoy haciendo. Inevitablemente, ofrecen su ayuda ¿puedo ayudarte papi?, porque es emocionante usar una lavadora a presión o herramientas eléctricas. Mi reacción instintiva es casi siempre decir que no. Tengo una lista interminable de cosas por hacer y dejar que mis hijos tomen un turno significa que es posible que no lo hagan bien, que no lo hagan rápidamente, y lo más probable es que tenga que hacerlo de nuevo. Pero debemos preguntarnos qué es lo más importante: ¿hacer un trabajo o construir recuerdos memorables con nuestros hijos?

¿Cuáles son algunas de las formas en las que puedes (accidentalmente) ser un padre egoísta? ¡Déjanos tu comentario!

¡Compartelo con otros padres!

2 comentarios en «4 formas en que los padres son egoístas sin darse cuenta»

  1. De acuerdo German, yo he hecho un esfuerzo y he dedajo un poco la tele para jugar juegos de mesa con los mios. En verdad es divertido, y creo que todos lo disfrutamos más,

Responder a Angie Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *